La economía avanza con los años, no es habitual ver grandes cambios. Desde los inicio, antes de utilizar una moneda, se utilizaba “el trueque”. Años después se fue acuñando moneda, dándole un valor y utilizándola con un valor simbólico. Con los años se fueron utilizando otros métodos de pago. Talones o cheques, tarjetas de crédito y débito. En la actualidad ha entrado un actor más a este escenario. Las criptomonedas, una moneda virtual que se genera, o mejor dicho, “se mina”. A grandes rasgos consiste en un conjunto de bits que se cifran y transmiten en la red. Se generan con ordenadores muy potentes y hay “granjas” que se dedican a ello. Son ordenadores muy potentes que encriptan estos bits para generar un pequeño porcentaje de una de las distintas monedas.

Criptomonedas

Hay muchas criptomonedas, entre ellas y más famosa es el Bitcoin. Como secundarias tenemos Ethereum, Litecoin entre otras. Podemos decir que estas son las más importantes, pero hay muchas otras con menor valor. Las criptomonedas tienen un valor muy variable y cambia todos los días, incluso, cada hora. Mucha gente las utiliza para realizar trading. Esto consiste en comprar monedas cuando están bajando y vender cuando más alto está su valor. Con esto se puede ganar bastante dinero, pero tienes que saber hacerlo.

¿Para que sirven las criptodivisas?

Pues las criptomonedas en pocas palabras, solo sirven de inversión. Al menos de momento, es cierto que cada vez se empiezan a utilizar en algunos lugares. He podido observar que algunos concesionarios de compra-venta aceptan la compra de un vehículo con criptomonedas. También algunas tiendas online y algún comercio aislado. Cada vez se está utilizando más, es el futuro. Es cierto que no está respaldado por el FMI. Quizás no les interese ya que las criptomonedas no se pueden rastrear ya que es todo anónimo. El único problema es que si ganas mucho dinero, en algún momento si quieres utilizarlo debes transferirlo a una cuenta. Cuando se hace la renta se debería de ingresar las ganancias que se han tenido con las criptomonedas.

En resumen, las criptomonedas actualmente sirven para una inversión de activos. Se prevé que en un futuro tendrán un gran valor. Mucha gente está comprando criptomonedas por simple inversión, y para esperar que crezca la inversión.

¿Cómo comprar monedas virtuales?

Hay muchas plataformas donde comprar monedas. Cada plataforma permite comprar unas monedas u otras. Sobre todo monedas más nuevas o menos famosas. Seguramente en cualquier plataforma tipo CoinBase, puedes comprar las principales. Como comentaba antes, las más famosas son el Bitcoin, del que seguro que has oido hablar más de una vez, Litecoin y Ethereum. Para comprar monedas tendrás que registrarte en una de estas plataforma y transferir la cantidad de dinero que que quieras invertir. Cuando compras las criptodivisas van a una cartera. Las plataformas ya ofrecen guardar las monedas en la cartera.

Si quieres puedes hacerte una cuenta Coinbase mediante este enlace y ganarte aproximadamente 9 euros cuando hagas una primera compra de criptomonedas.

Criptomonedas

Si no te gustan las carteras que ofrecen las plataformas, hay alternativas más privadas. Una criptomoneda, o conjunto de ellas se pueden guardar en una o varias carteras. Hay pendrives especiales para guardar estas monedas, llamados carteras físicas. Hay aplicaciones para dispositivos móviles.

El futuro de las criptomonedas

Podemos decir que el futuro, casi presente está claro. Desde que apareció el Bitcoin mucha gente se ha hecho rica. Esta moneda solo valía unos céntimos, ha llegado a estar sobre 10k euros. Es decir si tenías 10€ en criptomonedas podrías haber ganado millones. Muchos especialistas dicen que en un futuro no muy lejano el valor del Bitcoin y de las criptomonedas principales en general subirán de forma exponencial. Se dice que es equivalente al oro ya que el oro tiene valor en cualquier país o si la moneda del país no vale nada. La criptomoneda tiene el mismo valor en todo el mundo por lo que es un buen activo de futuro.

Criptomonedas

Una prueba del futuro de ello es que los principales bancos han tenido grandes movimientos de dinero en compras de criptomonedas. Es un buen indicio de que si no tiene futuro los bancos no apostarían por ello. Otra gran prueba es Facebook con Libra, una criptomoneda que pensaba utilizar para compras online, es cierto que tenía muchos apoyos. Con el tiempo algunos se han ido desvinculando de Libra. Es una criptomoneda con un valor fijo, o eso se pretendía.

Si te ha picado el gusanillo de las criptomonedas, es la hora de hacerte con algunas de ellas. Quién sabe, quizás en unos meses estés leyendo un artículo de donde invertir la gran cantidad de dinero que han generado las criptodivisas. Una moneda que muchos rechazan por la privacidad que trae con ella. Las transacciones de estas son irrastreables por lo que el anonimato es 100%. A no ser que hagas una transferencia a tu cuenta personal. Recuerda que si quieres adentrarte en el mundo de las criptomonedas, puedes hacerte una cuenta en Coinbase y ganarte unos 9 euros tras la primera compra gracias a este enlace. Además estarías colaborando con el proyecto de Easy Smart Tech.

¿Conoces nuestras redes sociales?

Y para no perderte nada puedes y estar siempre al día en el mundo de la tecnología. Puedes suscribirte gratis a nuestro canal de Telegram. Además, lo bueno que tiene, que como publicamos de media 5 artículos al día nada más. ¡No damos mucho la brasa!

CRITÍCALO Y CUESTIÓNATELO